Cadena Azul Lorca 107.0 & 107.8
La radio local

Acusan de negacionista y de irresponsable a la consejera de Educación

El PSOE de Lorca afirma que pone en grave riesgo la seguridad de alumnos, profesores y padres de toda la Región.

“El Gobierno Regional no va a reducir los ratios de alumnos en las clases, ni tampoco se va a incrementar el número de profesores, una tarea básica porque si no es así no se van a poder cumplir las medidas de seguridad establecidas por las propias autoridades sanitarias puesto que es imposible que se garantice, por ejemplo, la imprescindible distancia de seguridad entre alumnos”.

El portavoz de la Ejecutiva Socialista en Lorca, Julián Herencia, ha denunciado “la enorme irresponsabilidad con la que la nueva consejera de Educación de Murcia, Mabel Campuzano, ha decidido que los alumnos y alumnas de infantil y primaria de la Región de Murcia vuelvan a la presencialidad en las aulas”.
Herencia ha explicado que “no es que haya carencias en el protocolo de vuelta a la presencialidad en las aulas, es que directamente no hay protocolo. A dos meses del final del curso escolar y con el sillón recién estrenado, esta consejera, tránsfuga de Vox, ultraderechista y negacionista ha decidido de forma unilateral y temeraria que miles de niños y niñas vuelvan a los centros escolares sin ninguna garantía de seguridad”.
El portavoz ha indicado que “el negacionismo de esta señora no tiene límites, parece que Campuzano cree que todo lo que se ha hecho hasta ahora ha sido por mero capricho porque es increíble que después de las miles de muertes ocasionadas por el COVID-19 establezca, con profunda insensatez, la presencialidad en las aulas, poniendo en riesgo la salud de los niños, los docentes y de las propias familias”.
“El Gobierno Regional no va a reducir los ratios de alumnos en las clases, ni tampoco se va a incrementar el número de profesores, una tarea básica porque si no es así no se van a poder cumplir las medidas de seguridad establecidas por las propias autoridades sanitarias puesto que es imposible que se garantice, por ejemplo, la imprescindible distancia de seguridad entre alumnos, de 2 metros, en una clase que vuelva a albergar a una treintena de niños y niñas. Y, dadas las circunstancias, tampoco se contempla algo tan básico como la presencia de profesionales sanitarios en los colegios”.
Herencia Burgos ha remarcado que “la vergonzosa posición de la consejera, que se lava las manos y deja todo en mano de los equipos directivos a quienes obliga a modificar horarios de docentes y alumnos; escalonar entradas y salidas de los centros e, incluso, redistribuir aulas y destinar a la docencia los gimnasios, salones de actos, bibliotecas o los propios patios”.
El portavoz de la Ejecutiva ha recordado que “la seguridad en los centros escolares ha sido posible, hasta la fecha, precisamente por el cumplimiento de las medidas de seguridad en los colegios, los comedores o el transporte escolares, una seguridad cuya gran parte de la inversión para cumplir las medidas ha sido realizada por las propias familias puesto que la Consejería de Educación ha mirado para otro lado y no ha querido hacerse cargo”.
“Un gasto que se suma a una media de 1.500 euros que diversos estudios aseguran que las familias han empleado para poder llevar a cabo labores de conciliación de la vida laboral y familiar esperando, además, las ayudas para conciliar que el Gobierno Regional anunció y que han sido un brindis al sol”.
Julián Herencia ha puesto de manifiesto que “desde el Partido Socialista hemos defendido siempre la presencialidad, por supuesto, pero una presencialidad segura, una presencialidad que permita salvaguardar la seguridad de nuestros niños y niñas, así como de toda la comunidad educativa, algo que es evidente que ni se cumple ni el Gobierno del señor López Miras tiene intención de cumplir”.
 
También podría gustarte

Política de ley de cookies Aceptar botón Lee mas

Política de privacidad y cookies