Take a fresh look at your lifestyle.

IU-Verdes Lorca exige la puesta en marcha inmediata de los programas de conciliación

La concejala de esta formación, Gloria Martín, también ha solicitado la cesión a la Federación de Organizaciones de Mujeres de Lorca (FOML) de uno de los pisos propiedad del Ayuntamiento en el barrio de San Fernando, como ya se hiciera con otras organizaciones no gubernamentales que operan en el municipio

La concejala de Izquierda Unida-Verdes, Gloria Martín, ha reclamado la puesta en marcha en Lorca de programas de conciliación de la vida laboral y familiar para facilitar la incorporación al trabajo de las familias que necesitan alternativas para el cuidado de sus hijos e hijas.

Martín aseguró que la crisis sanitaria generada por el COVID-19 no puede ser una excusa para que el Ayuntamiento no ponga en marcha este servicio este año. “Hablamos de un indudable interés público y social, en la medida en que estos programas contribuyen a paliar los efectos discriminatorios que se derivan de la tradicional asunción por parte de las mujeres de las obligaciones familiares, y que suponen una de las mayores dificultades para su acceso al empleo en condiciones de igualdad”, dijo Martín.

La concejala de IU-Verdes señaló que los empleos con salarios más bajos y precarios suelen ser presenciales, no admiten teletrabajo, por lo que es imprescindible que el Ayuntamiento impulse propuestas de conciliación familiar de modo que la crisis sanitaria no se convierta también en “laboral” y “económica” para muchas lorquinas. Por ello, Martín ha animado al equipo de gobierno municipal a aprovechar la vuelta a la normalidad para “repensar” las políticas de corresponsabilidad que se implementan en Lorca.

Gloria Martín ha dicho “echar en falta” que entre las medidas anunciadas por el equipo de gobierno municipal para afrontar la desescalada no se encuentren, de momento, las relacionadas con las escuelas de verano, algo que sí han hecho ya otros municipios de la Región adoptando las correspondientes medidas de prevención del contagio del coronavirus.

Al respecto, la edil de IU-Verdes ha recordado que este año la Consejería de Mujer, Igualdad, LGBTI, Familias y Política Social ha duplicado el presupuesto destinado a políticas de conciliación y Lorca cuenta con 40.414 euros, un 50% más que en 2019. Una ayuda que, según Martín, “no podemos perder”, para recuperar unos programas que “deberían ser prioritarios”.

Por otra parte, Martín también ha solicitado la cesión a la Federación de Organizaciones de Mujeres de Lorca (FOML) de uno de los pisos propiedad del Ayuntamiento en el barrio de San Fernando, como ya se hiciera con otras organizaciones no gubernamentales que operan en el municipio. Lorca carece de viviendas autogestionadas por colectivos sociales para atender las necesidades de mujeres en situación de vulnerabilidad, que no siempre está asociada a la violencia de género.

En ese sentido, ha destacado el papel “esencial” que la FOML juega desde hace décadas en la detección y atención de la realidad que afecta a familias monomarentales lorquinas, de las que casi la mitad dispone de un presupuesto mensual inferior a los 600 euros para su subsistencia.

“Hay casos de mujeres con hijos menores que necesitan medidas de alojamiento provisional y que no pueden ser usuarias de las casas de acogida porque no son víctimas de violencia de género”, dijo Martín.  Por ello, la edil de IU-Verdes apuesta por desarrollar un proyecto de acogida temporal de mujeres que les permita dotarles de recursos y apoyos para favorecer su integración social y autonomía personal.