Cadena Azul Lorca 107.0 & 107.8
La radio local

Socializar y compartir vivencias beneficia la salud mental de niños y jóvenes en la vuelta al cole

 

  Psicólogos infantiles destacan los aspectos positivos del confinamiento para muchas familias 

 Unos ocho millones de niños y jóvenes en toda España se han matriculado de educación infantil, primaria o secundaria presenciales durante el curso 2020-2021, que pasará a la historia por las restricciones, los debates y los nervios a causa de la pandemia de la COVID-19. A pesar de los grupos burbuja, la distancia social, el gel hidroalcohólico y la mascarilla, los principales beneficios que tiene pisar las aulas para la salud mental de los estudiantes son relacionarse con los compañeros y compañeras y abrirse a compartir las experiencias y emociones que han vivido durante los últimos seis meses.

 

El reencuentro con los compañeros, aspecto clave

En cualquier caso, con el inicio del curso 2020-2021, las escuelas y los institutos aportan, más que nunca, el beneficio de la socialización. Para los niños y niñas de educación infantil y primaria, detalla la profesora de la UOC, ir a la escuela es una buena forma de entrenar habilidades sociales: «Una vez tienen un vínculo estable con las figuras parentales, hay un proceso importante, que es el de establecer vínculos con otras personas. En la escuela tienen la oportunidad de vincularse tanto con otro referente adulto —el docente— como con los niños de su edad, lo que supone un gran beneficio desde el punto de vista emocional. Durante toda la educación primaria hacen ensayos sociales, aprenden a manejar conflictos, a defender su punto de vista, a ceder, a construir un criterio propio». Además, pasar tiempo separados de los padres y madres fomenta la autonomía de los niños, añade la experta.

<

p style=”color: #000077;font-family: Arial;font-size: 14px;line-height: 20px”>
En cuanto a los adolescentes, «el grupo de iguales, de amigos, todavía es más importante», resalta Gordóvil, ya que «es donde encuentran un núcleo para ir construyendo su propia identidad, para tener referentes diferentes a los padres, que es lo que buscan». En este sentido, afirma, durante los meses de confinamiento «les ha salvado la tecnología, pero encontrarse presencialmente es muy beneficioso: debemos tener en cuenta que la comunicación no verbal representa el 93 % de la comunicación».

También podría gustarte

Política de ley de cookies Aceptar botón Lee mas

Política de privacidad y cookies